The Kooks vuelve con dos nuevas canciones

Escrito por el 18 mayo, 2018

Te resumimos: 

‘No Pressure’ y ‘All The Time’ son los primeros adelantos del próximo disco de la banda.

El álbum que se viene, el quinto de estudio, ‘Let’s Go Sunshine’, será lanzado el próximo 31 de Agosto.

En 2011, The Kooks se encontraba a punto de lanzar Junk of the Heart, su tercer disco. Unos meses antes, los Arctic Monkeys habían publicado Suck It and See: “Somos más actuales que ellos”, dijo entonces el cantante Luke Pritchard, al revivir una vieja disputa con Alex Turner y los suyos (en 2008 le había “pateado” la cara desde el escenario, por ejemplo).

Con esa noción de “actualidad” a la que hacía referencia Pritchard en mente, hoy podría decirse que los roles se han invertido: mientras que los de Sheffield sacaron Tranquility Base Hotel & Casino, el álbum que más se diferencia del resto de su carrera, The Kooks publicará el próximo 31 de agosto Let’s Go Sunshine, un retorno al sonido de Inside In / Inside Out (2006) y Konk(2008), sus dos primeros discos. “Estábamos preparando la escena, ellos están años por detrás”, bromea Alexis Nuñez, baterista de la banda, al retomar la disputa. “Copiar, pegar”, responde entre risas el bajista Peter Denton, aunque añade que “ellos son geniales”.

Lo que hicimos, lo hicimos porque queríamos, No es que intentamos hacer enojar a alguien. Queríamos mantener las cosas frescas. Y no siempre te sale bien

La gira que los trajo nuevamente a la Argentina está enmarcada en el disco The Best of… So Far, donde repasaron su carrera. ¿Qué diferencias hay entre los Kooks de hoy y los de su primer disco?
Peter: Somos muy diferentes. Es toda una década, ¿no? Pasás de ser un chico a ser un hombre, es una locura. Obviamente, ahora todos tenemos familia, hijos y demás. Y eso cambia las cosas, las ves de otra manera. La espontaneidad se pierde un poco, algo que a mí me gustaba.

¿Y eso es bueno o malo?
Peter: Es algo bueno, fantástico. Creo que uno necesita estructuras para su propia sanidad mental. En el primer disco, muchas de las canciones fueron escritas a los 14 o 15 años. Sería bastante preocupante si todavía escribiéramos acerca de las mismas cosas que en esa época ahora que tenemos 30.

En una entrevista, Luke dijo que no estaba muy seguro con la idea de hacer un álbum de grandes éxitos. ¿Por qué cambiaron de parecer?
Peter: Por varias razones. Nos estábamos alejando de nuestro sello y creo que esto fue un tema contractual, para serte sincero. Lo veíamos tipo “oh, Dios, es el final de algo”. Y sí, es el final de ese capítulo. En realidad, nos estábamos poniendo mejor que nunca, escribiendo nuevas canciones que todos amábamos. No fue un “esto es lo correcto para hacer, en seis meses vamos a estar todos fuera del radar y la banda ya no existirá”. En realidad fue algo muy lindo, celebratorio.

Y el comienzo del próximo capítulo parece que se escribió durante ese mismo momento, con este próximo disco ya listo para salir.
Peter: Queríamos tener un quinto disco listo para el final de esta campaña, porque podía haber sido muy distinto si salíamos de gira por dos años, volvíamos a casa a descansar por seis meses y después nos tomábamos otros seis meses para escribir… Ahí es cuando pueden aparecer los problemas. Tenés mucho tiempo libre y pensás “hmm”, ¿entendés? Es bueno estar en el swing; una vez que estás en eso, tenés que seguir. Y creo que hicimos parte de nuestro mejor trabajo con estos temas nuevos.

Si se mira el tracklist del Best of, hay once canciones de Inside In y Konk, y solo cinco de los últimos dos. ¿Les parece que el momento más creativo de la banda fue en los comienzos?
Peter: Es un dato interesante… Hay más hits en los primeros dos discos, es algo obvio. Pero, por ejemplo, “Bad Habit” [de Listen] no fue un single, pero está ahí. Y la razón es porque es una de las canciones más grande de The Kooks. Creo que  en el primer disco hubo siete singles. Pero eso es algo de otra época, en la que la gente lanzaba singles. Para el tercer disco, a nadie le importaba una mierda eso. A menos que fuese un hit enorme, no tenía sentido sacar alguno. “¡Ahorrá tu plata!” (risas). En esos años, la gente de la industria perdió mucha confianza, todos querían conservar sus trabajos. Dejaron de tomar riesgos para sacar singles.

Let’s Go Sunshine suena más parecido a esos primeros trabajos de los Kooks. ¿Es una especie de Let It Be, donde Paul McCartney intentó llevar a los Beatles hacia sus raíces?
Alexis: Tal vez. Durante años desarrollamos nuestro propio estilo. Pasamos por distintas influencias, y tratamos de experimentar y de ser tan abiertos como es posible. Pero con este disco, todos queríamos hacer algo estando los cuatro en vivo en un estudio. Y eso nos representa como músicos. Obviamente, suena un poco más como los primeros dos discos. Es una disposición muy básica, pero nos divertimos mucho.

¿Esta búsqueda también es un intento de volver a conectar con el público de esos discos?
Peter: Probablemente tenga algo que ver con eso, siendo sincero. Pero a veces está bueno shockear a la gente. Lo que hicimos, lo hicimos porque queríamos. No es que intentamos hacer enojar a alguien. Queríamos mantener las cosas frescas. Y no siempre te sale bien (risas).
Alexis: Entiendo que la gente quiera escuchar las mismas cosas una y otra vez. Pero como músicos, claro que nos vamos a poner a rascar para tocar cosas diferente. Esto se sintió como lo natural a hacer. No fue un álbum consciente: “Vamos a hacer esto porque los fans…”. No.

El método de grabación que usaron también lleva a sonar de esa forma.
Peter: Eso también tiene que ver con lo de volver a lo básico. En los últimos dos discos, todo es bastante individual. Overdubs, todos entrando por separado. Naturalmente, no va a sonar como una banda, porque la banda no está un carajo junta, ¿entendés? Esto es casi todo en vivo. Pero además estábamos en el lugar indicado para hacer eso. No todos lo estábamos durante Junk of the Heart o ListenListen ni siquiera iba a ser un álbum, era un montón de demos. Este es el primer disco que realmente hicimos juntos como banda.

Durante el año pasado, Luke fue denunciado por acoso, aunque se comprobó su inocencia. En este contexto revolucionario que vive el mundo, con movimientos como el #MeToo, ¿sienten que tuvieron que adaptarse como banda?
Peter: Siempre fuimos muy respetuosos y continuamos siendo así. Estoy de acuerdo en que la cosa cambió totalmente y estoy a favor del movimiento. Pero también pienso que puede ser a la inversa: la gente cree que puede hacernos ciertas cosas y no es así.

 


Opiniones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados con *


Continuar leyendo

Current track
TITLE
ARTIST

Background