LE DIERON EL ÚLTIMO ADIÓS A CHUCK BERRY

Chuck Berry recibió el último adiós en un funeral que se llevo de manera privada en St.Louis (Missouri), donde vivía el músico. El evento duró 4 horas y hubo largas colas para poder entrar. El cuerpo de uno de los pioneros del rock fue colacado en un ataúd abierto junto a su guitarra Gibson ES-335, en una capilla ardiente.

Mientras los fans esperaban para poder entrar a la capilla, sonaban las canciones clásicas de Berry: Jhonny B. Goode, Roll over Beethoven y Sweet Little Sixteen. El lugar estuvo adornado con coronas de flores, una con la forma de una guitarra, que fue enviada por los Rolling Stones.

Uno de los hechos significativos fue la presencia de Gene Simnons de Kiss, quien dio un emotivo discurso. Profundamente emocionado y con la voz entrecortada expresó la importancia que tuvo la música de Berry en su vida: “Nunca llegué a conocer a Chuck, pero gracias a él estoy ahora aquí. Y tampoco estarían los Beatles o los Rolling Stones”. También recalcó todo lo que hizo el rockero para derribar las barreras que levanta el racismo. “Veo caras blancas entre el público. Cuando Chuck empezó eso era imposible. Hizo que todas las razas abrieran su mente a la idea de que todos somos iguales“, dijo el bajista. Teniendo que cortar el discurso para evitar el llanto, Simmons cerró con la siguiente frase: “Da una vuelta a Beethoven y cuéntale a Tchaikovsky la noticia. Dobla tus rodillas y agacha la cabeza. El gran Chuck Berry ha pasado a mejor vida”.

Mirá el video del discurso de Gene Simmons:

 

Dejá un comentario